portada hofmann

15 consejos para fotografiar a los niños al aire libre esta primavera

Llega la primavera y, con ella, las salidas al aire libre con los peques. Los campos verdes llenos de flores, las visitas a monumentos, los paseos por jardines, las rutas en la naturaleza…

Con tantos planes, es lógico que estemos deseando capturar bonitas instantáneas para inmortalizar el momento: esas carreras divertidas de los más pequeños, su cara de sorpresa al descubrir una fila de hormigas en la tierra…

primavera hofmann

Lo sabemos, no es fácil hacer ese tipo de fotos, especialmente cuando los niños son pequeños. Hay un momento en sus vidas en el que siempre miran a la cámara, cuando son bebés y cada cosa que se mueve, sobre todo si tiene alguna lucecita, les sorprende y les hace no perder detalle.

Sin embargo, una vez superada esa fase, ocurre todo lo contrario: escaparán de vosotros aunque sea porque eso les asegura que les perseguiréis intentando captar ese momento que no queréis olvidar. Es el comienzo de su juego.

Por eso queremos daros algunos consejos para hacer fotos al aire libre a vuestros peques:

1- Pasadlo bien los dos mientras hacéis las fotos. No hagas que el niño pose quieto y sonriente. Esto nunca funciona con niños pequeños. Hazle sonreír, capta su atención y si sois ambos los que lo estáis pasando bien, tu risa se verá reflejada en su mirada. Ambos estaréis en una misma imagen.

2- Para aumentar las posibilidades de éxito, utiliza velocidades altas en la cámara y aún mejor si puedes hacer las fotos en modo de disparo continuo. Así tendrás más opciones para que alguna de las fotografías no salga movida. Todo un reto para cualquier fotógrafo, especialmente teniendo en cuenta que los peques… ¡no paran!

3- Sean fotos al aire libre o en el interior, evita acercarte demasiado al niño para que no se agobie con la cámara demasiado cerca. Elige un objetivo 55-200 para captar detalles sin necesidad de acercarte mucho.

4- Baja a su altura y mírale a los ojos. Los picados y contrapicados no suelen ser muy favorecedores. Aunque los niños están guapos siempre, eso es una verdad universal, estarán aún más arrebatadores si les miras de igual a igual.

primavera hofmann

5- Aunque quieras captar el paisaje, prueba siempre algún retrato. Te sorprenderán los resultados de los retratos al aire libre. Son maravillosos, especialmente con los peques.

6- No esperes a que te mire directamente. ¿Quién dijo que tuviera que hacerlo? Los retratos son también maravillosos cuando el modelo no está mirando a la cámara. Capta su mirada, sus sorpresas, que el espectador se pregunte qué es lo que estaba viendo con esos ojitos puede ser el principio de una historia…

7- Evita que el niño esté de cara al sol y las horas centrales del día. El mejor momento para hacer fotos con niños al aire libre es el atardecer, con una luz natural más suave. El amanecer también es un buen momento, pero un niño con sueño no es el mejor modelo así que… ¡solo nos queda la tarde!

8- Disfruta del paisaje y, si puede ser, que el peque lleve un conjunto más bien neutro de colores complementarios al paisaje que quieres utilizar. No le pongas pantalones verdes, por ejemplo, si quieres hacer fotos en una pradera.

9- Si no puedes evitar esas horas centrales del día, intenta que el peque lleve ropa azul o roja que matiza el exceso de luz, pon tu cámara bajo una sombra, que sea el niño quien la reciba y prepárate para retocar u obtener sobreexposiciones. Puede ser un recurso genial para unas fotos originales y muy chulas.

10- Llévale algo que le guste, un juguete con el que sepas que va a interactuar y que se vea bien en las fotos. Evita muñecos pequeños que te costará captar en la imagen, pero asegúrate de tener un as bajo la manga. Así, si se cansa (se cansará antes que tú, seguro), tendrás alguna segunda oportunidad para conseguir la foto ideal.

11- No vayas solo. Intenta ir con otro adulto o con más niños. Así será más entretenido y hay más posibilidades de éxito. Jugar con alguien que no suelta la cámara no suele ser muy divertido.

12- No tengas miedo de experimentar y retocar. Si haces las fotos en RAW, siempre podrás tocar los parámetros.

13- Elige fondos sencillos. Verás como merece la pena.

14- Si puedes, sal a la naturaleza. Seguramente allí tendrás las mejores instantáneas.

15- Si el niño se cansa, no insistas. No hay nada peor que un niño escarmentado. Será mucho más difícil tener éxito en próximas sesiones si guarda un mal recuerdo de la anterior. Fotos y niños, siempre deberían ir acompañadas de diversión.

primavera hofmann

De entre todas las imágenes que conseguirás, seguro que hay alguna que os encanta. Para esas imágenes especiales, os recomendamos imprimirla en un lienzo Hofmann de gran tamaño sobre bastidor de madera. Se pueden elegir los laterales impresos o en blanco, la anchura del bastidor, el tamaño… Será un elemento ideal para decorar vuestra casa o como regalo.

By Mama tiene un plan